Prevención de la transmisión del SARS-CoV-2 por sistemas de climatización

Las sociedades de Sanidad Ambiental (SESA) y de Salud Pública (SESPAS) informan sobre la baja probabilidad de infección en locales públicos a través del aire acondicionado

 

 

Con motivo del reinicio de actividades tras el periodo de confinamiento, la Sociedad Española de Sanidad Ambiental (SESA) y la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria (SESPAS) han emitido un pronunciamiento conjunto a raíz de la preocupación detectada sobre si los sistemas de aire acondicionado pudieran favorecer infecciones del virus por SARS-CoV-2.

Ambas entidades concluyen que la probabilidad de que el virus entre en los sistemas de climatización o extracción de aire habituales y se difunda por sus conductos de distribución, “es muy baja”. No obstante consideran que en se debería “garantizar una renovación suficiente” del aire, captándolo en el exterior “en un lugar apropiado”.

Asimismo, se muestran partidarias de la apertura de ventanas para renovar el aire en locales públicos, “antes, después y durante el funcionamiento de los servicios de climatización”. También indican que esta práctica “podría no ser necesaria” si el sistema proporcionara una “alta renovación de aire”. Si el edifico no pudiera realizar esa ventilación de forma natural o forzada, “tendría que recurrir a sistemas específicos de higienización del aire”, indica el informe.

Estas entidades despejan también en el documento los interrogantes recogidos por los medios de comunicación sobre la capacidad del virus para reproducirse en las instalaciones de aire acondicionado. Manifiestan rotundamente que no tiene “ningún sentido” plantearse esa cuestión porque el virus “no se puede reproducir sin invadir células humanas”. En consecuencia, señalan que la limpieza de conductos o el cambio de filtros de aire exterior que se realice con este fin “no tiene ningún efecto práctico”.

Con un ámbito de estudio más amplio, la Asociación Española de Aerobiología y la Sociedad Española de Sanidad Ambiental han elaborado un informe sobre la transmisión del SARS-CoV-2 por gotas respiratorias, objetos contaminados y aerosoles . Su contenido incluye los siguientes capítulos: introducción; mecanismos de transmisión de SARS-CoV-2 por gotas respiratorias grandes, objetos y superficies contaminadas y por microgotas respiratorias o aerosoles; persistencia del SARS-CoV-2 en materiales y superficies; vía de transmisión aérea por aerosoles; nuevo modelo de emisiones respiratorias y evidencias sobre la vía de transmisión aérea por aerosoles; estrategias de prevención de la vía aérea en instalaciones de climatización; observaciones finales y referencias.

 

Guía para sistemas de climatización

Por su parte, el Gobierno central ha publicado este verano la actualización de la Guía de recomendaciones de operación y mantenimiento de los sistemas de climatización y ventilación de edificios y locales para la prevención de la propagación del SARS-CoV-2. Este documento establece una serie de criterios técnicos y de recomendaciones para proteger la salud en espacios y locales públicos dotados de sistemas mecánicos de ventilación o climatización. La actualización realizada incluye las últimas indicaciones de agencias internacionales, de organizaciones profesionales con experiencia en el mantenimiento y gestión del riesgo de ese tipo de instalaciones y de sociedades científicas implicadas en la prevención de los factores ambientales que influyen en la salud.

Ante un caso sospechoso de COVID-19 en un edificio o establecimiento, la Guía recomienda que el espacio donde se haya alojado la persona con un posible positivo sea ventilado durante un tiempo mínimo de cuatro horas. La ventilación debe comenzar al menos dos horas antes de que comiencen las labores de desinfección. El protocolo de limpieza y desinfección del espacio recomienda incluir las rejillas salida y entrada de aire; la extracción, la limpieza y desinfección del filtro interior; y la limpieza y desinfección de la unidad interior, pulverizando una solución desinfectante.